NOVEDADES

¿Cómo ahorrar en tus sistemas de climatización?

¿Cómo ahorrar en tus sistemas de climatización?

¿Cómo ahorrar en tus sistemas de climatización?
Tecnología de Condensación y tecnología Inverter, las nuevas tendencias en climatización eficiente


¿Sabés qué es la tecnología de Condensación en sistemas de calefacción?
En los gases procedentes de cualquier combustión existe una proporción de vapor de agua que contiene energía. Esta energía, que en una caldera clásica se pierde por la chimenea, es recuperada en las calderas de condensación convirtiendo este vapor de agua, en energía adicional.
La condensación no sólo aumenta significativamente la eficiencia de la caldera, sino que reduce las emisiones de gases contaminantes a niveles insignificantes. No cabe duda que esto son buenas noticias para combatir el cambio climático y el calentamiento global del planeta.
Climatizar una vivienda actualmente requiere pensar en eficiencia energética. Las tecnologías de condensación son productos de alta eficiencia energética capaces de prestar el servicio de calefacción con el máximo confort y cuidando el medio ambiente, consiguiendo grandes ahorros.
+ Ahorro+ Confort + Seguridad
¿Necesitás calefacción? Invertí en condensación.


¿Sabés qué es la tecnología Inverter?
La tecnología inverter aplicada a los equipos de aire acondicionado depende del compresor. En los equipos inverter,se regula la velocidad del compresor para que trabaje a una velocidad constante, de forma más eficiente. La velocidad varía en función de la proximidad con la temperatura deseada.

Por el contrario, en los equipos no inverter, el compresor funciona siempre a velocidad máxima, siguiendo un principio de todo o nada: funciona a máximo rendimiento hasta alcanzar la temperatura deseada y entonces se detiene. Cuando la temperatura se vuelve a alejar de la deseada, vuelve a entrar en funcionamiento una vez más a máxima potencia.
Principales beneficios que se derivan de su uso:
  • Ahorro energético: el funcionamiento de los equipos inverter favorece un gran ahorro energético ya que la velocidad del compresor de disminuye progresivamente conforme la temperatura se acerca a la deseada.
  • Ahorro económico: el punto anterior trae consigo un evidente ahorro económico ya que se reduce el consumo.
  • Confort térmico: los sistemas inverter proporcionan una temperatura más estable, sin cambios bruscos y apenas perceptibles. Esto se traduce en una mayor y mejor sensación de confort para el usuario.
  • Mayor rendimiento: el rendimiento a nivel energético de las unidades inverter actuales suele ser hasta casi del doble de aquellas que no usan esta tecnología.
  • Alargamiento de la vida útil del equipo: al no trabajar en régimen del compresor se resiente menos y se puede alargar el período activo de funcionamiento del equipo. Además, entre todos estos beneficios.
  • Climatización más silenciosa al evitar que la máquina se encienda y apague constantemente.

¿Querés invertir en Aire? elegí tecnología inverter!