NOVEDADES

Coronavirus y el aire en el hogar

Coronavirus y el aire en el hogar


La gente pasa el 90% de su vida en interiores y el nivel de contaminantes en el aire puede ser hasta 100 veces mas alto que los niveles encontrados afuera. La Enviromental Protection Agency (EPA) rankea la contaminación del aire interior dentro del top 4 de problemas ambientales mas peligrosos en America.

Mientras nuestra atención se concentra en la propagación del Coronavirus y estamos pensando en las precauciones necesarias para reducir nuestras chances de ponernos en contacto con el virus, los profesionales del aire acondicionado y calefacción sabemos que el Coronavirus no es la única enfermedad, germen, virus o contaminante que tenemos que combatir en nuestras casas. También debemos considerar que otros gérmenes y virus se propagan a traves de un sistema de aire central. Una forma que tiene la gente de ser pro-activa y protegerse a si misma de enfermarse en general es siendo educada en calidad de aire interior o IAQ en inglés.

  • Hay 4 grupos en particular que requieren la mejor calidad de aire en el ambiente:
  • Niños de hasta 16 años de edad
  • Adultos de mas de 60 años
  • Personas inmuno-deprimidas, embarazadas, personas con enfermedades respiratorias y los que se están recuperando de procedimientos quirúrgicos.
  • Dueños de mascotas (perros - Gatos - pájaros)

Los científicos creen que la principal transmisión del Coronavirus es a traves de gotas de respiración, que pueden viajar varios metros desde una persona que esta tosiendo o estornudando. Tapar tu boca cuando toses es el primer paso para controlar la propagación. Sin embargo contaminantes residuales pueden viajar a traves de tu sistema de aire acondicionado, donde circula todo el aire de la casa y de esta manera propagar un virus aérobico. El coronavirus tiene las mismas características que otros virus aeróbicos como el resfrio común, gripe que pueden transmitirse de persona a persona.

Controlar la fuente es SIEMPRE el primer paso: Hay algunos remedios para mejorar la calidad del aire interior como : filtros MERV (Minimum Efficiency Reporting Value), filtros homologados, purificadores de aire electrónicos y sistemas de filtrado UV. Los sistemas de aire pueden propagar patógenos, pero no porque tu sistema haya venido contaminado sino porque el aire de tu casa lo esta.

Los pequeños patógenos que se propagan en el aire pueden ser hongos, bacterias o virus. La diferencia entre un virus y una bacteria es que los virus son mucho más pequeños que las bacterias, y los virus no pueden sobrevivir sin un huésped. Según la Clínica Mayo, menos del 1% de las bacterias causan enfermedades en las personas.

Además de la propagación de  virus a través de un sistema de aire, otra némesis es el moho, un crecimiento biológico. El moho es, en términos simples parte del programa "polvo a polvo". Todo lo que vive morirá, volverá a la cadena alimentaria, ya sea un poderoso roble, tus zapatos de cuero favoritos (alguna vez, una vaca) o esa naranja olvidada en la parte posterior del refrigerador.

Su sistema de aire puede proporcionarle al crecimiento biológico la oportunidad perfecta para formarse y crecer. Hay tres cosas necesarias para apoyar el crecimiento biológico. La comida es la fuente número uno de apoyo al crecimiento biológico. Un ejemplo de fuentes de alimentos son las células de la piel que se desprendieron y flotaron en el sistema de aire. El siguiente elemento para apoyar el crecimiento orgánico es la humedad. Una vez que esas células de la piel atraviesan el sistema, pueden unirse al serpentín del evaporador o al motor del ventilador. Cuando la serpentina comienza a producir condensación junto con la fuente de alimento, se convierte en la receta perfecta para el crecimiento biológico. El elemento final para contribuir al crecimiento orgánico es la ausencia de luz ultravioleta. Los profesionales de HVAC y los propietarios de viviendas que manejan estos factores reducen el riesgo de crecimiento biológico.

Para dejar las cosas claras:
  1. El moho y los virus no son una opción de fábrica
  2. Las unidades de aire acondicionado no crean moho ni virus.
  3. Si tiene moho o virus, es su moho y virus
  4. Un sistema ultravioleta no mantendrá su hogar moho o libre de virus

Cuando un sistema ultravioleta se utiliza correctamente y se instala según las pautas del fabricante, puede resultar una herramienta útil. El ultravioleta existe bajo la luz solar natural (es por eso que usamos protector solar y el moho crece debajo de una roca), desmonta el ADN de los compuestos orgánicos. Los reduce a nitrógeno y oxígeno. El ultravioleta es más efectivo como irradiación de superficie (con una "zona de muerte" limitada) y se usa en muchas aplicaciones. Se utiliza para esterilizar instrumentos médicos, limpiar agua recuperada en plantas de tratamiento, acuarios de agua salada, y se utiliza en el procesamiento de alimentos.

Los contratistas deben educar a los clientes sobre el valor de IAQ y proporcionar soluciones y opciones para ayudar al propietario a tomar decisiones informadas. Un sistema HVAC debe inspeccionarse como mínimo, dos veces al año. Visite la Asociación Nacional de Limpiadores de Conductos de Aire para obtener recomendaciones sobre la limpieza del sistema HVAC. Asegúrese de preguntarle a su técnico de HVAC sobre los productos que pueden ayudarlo a respirar un aire más limpio, fresco y saludable.

En momentos como estos, cuando las emociones se agitan y todos están preocupados por lo desconocido, los profesionales de HVAC deben brillar como un faro de verdad y buena fe. El Mantenimiento de calidad, buena higiene y mejores prácticas comprobadas como; la mejora de la calidad del aire interior, el control de la fuente de contaminación y el mantenimiento de una casa limpia son las claves

Fuentes

https://www.epa.gov/report-environment/indoor-air-quality 
https://www.cdc.gov/mmwr/volumes/69/wr/mm6908e1.htm
https://www.acca.org/news/guest-blog/coronavirus-other-contaminants-indoor-air
https://www.lung.org/ 
https://www.ashrae.org/